lunes, 29 de octubre de 2018

La Junta Directiva de la Federación de Asociaciones de Memoria Histórica de la Región Murcia muestra su rechazo al traslado de los restos de Franco a la Almudena y propone una salida legal a esta provocación.

Imagen de archivo de la Junta Directiva

La junta directiva de la Federación de Asociaciones de la Memoria Histórica de la Región de Murcia (FAMHRM) se reunió el pasado sábado en la capital para impulsar reivindicaciones pendientes y abordar el diseño de actividades para el curso que se inicia. La junta directiva decidió celebrar, con  carácter  anual y rotatorio, la exaltación de la bandera republicana y el homenaje a las víctimas del franquismo, coincidiendo con el 14 de abril, fecha de la proclamación de la II República. Se decidió empezar el próximo año en Cartagena y, en años siguientes, en otras localidades en las que la Federación tenga implantación. Se vio la conveniencia, asimismo, de trabajar para la extensión del movimiento asociativo memorialista por más localidades y municipios de la Región.

Negativa al traslado de los restos del dictador a la Almudena
La junta directiva abordó, además, entre otros temas de plena actualidad, el debate y la posición de la Federación ante la exhumación de los restos del dictador Franco y su previsible traslado a la basílica de la Almudena. La Junta Directiva decidió elevar al Gobierno su posición sobre este asunto, así como darla a conocer a los medios de comunicación.
En su escrito, recuerdan que el artículo 15 de la Ley 52/2007 de la Memoria Histórica (LMH), en relación con los símbolos y monumentos públicos dice, en su punto primero, que "las Administraciones públicas, en el ejercicio de sus competencias, tomarán las medidas oportunas para la retirada de escudos, insignias, placas y otros objetos o menciones conmemorativas de exaltación, personal o colectiva, de la sublevación militar, de la Guerra Civil y de la represión de la Dictadura. Entre estas medidas podrá incluirse la retirada de subvenciones o ayudas públicas”; mientras que el punto 4 establece que “las Administraciones públicas podrán retirar subvenciones o ayudas a los propietarios privados que no actúen del modo previsto en el apartado 1 de ese artículo".
Es evidente que la familia de Franco, en  actitud de clara provocación, pretende mantener la memoria del Dictador y de su Dictadura en un lugar tan relevante como el que ahora disfruta en el Valle de los Caídos, por la preeminencia significativa de la Catedral de la capital de España, su proximidad al Palacio Real y su enclave en el corazón monumental, histórico y cultural de la capital del Estado español, por lo que entendemos que ese traslado se convertiría en un símbolo de la exaltación a la dictadura. Reclamamos, por tanto, que su tratamiento a la luz de la LMH, debe ser el mismo que se dispensa a otros símbolos de mucho menor rango.
Los restos del criminal no deben  ser enterrados  en la Almudena por la incoherencia que supone el que la Iglesia ofrezca un lugar tan señalado para el enterramiento de un personaje marcado por la Historia como máximo responsable de la Guerra Civil, de la posterior Dictadura, y por su probada responsabilidad en la comisión de decenas de miles de crímenes calificados como de lesa humanidad, tipificados por el artículo 607.bis del Código Penal vigente. De no ser así  estimamos que estaríamos ante una nueva agresión y ofensa a la memoria de sus víctimas, por cuanto es del todo previsible que el lugar terminaría convirtiéndose en lugar de peregrinaje, culto y referencia sentimental del sector social afín a la ideología representada por el personaje, siendo un foco permanente de afrenta pública y notoria a la memoria de sus víctimas y, probablemente, origen de conflictos de orden público con ocasión de concentraciones y actos de enaltecimiento franquista.
Advertencia a la Iglesia y posible denuncia del Concordato con la Santa Sede de 1979
Recordamos que el Estado español dispone de una herramienta legal que debería ser aplicada con una voluntad política firme, en coherencia con la aconfesionalidad reconocida al Estado constitucionalmente y que podría redactarse de la siguiente manera: "Considerando que el templo madrileño de La Almudena es propiedad de la Iglesia Católica, entidad privada sometida al cumplimiento de la leyes generales del Estado Español, cabe notificar a la máxima autoridad eclesiástica en tiempo y forma que, en su caso, le sería aplicado el Punto 4 del artículo 15 de la Ley 52/2007 de la Memoria Histórica, por lo que no deberá autorizar la inhumación de los restos del dictador Francisco Franco en la Almudena, ni en ningún otro templo de su titularidad o bajo su jurisdicción religiosa, bajo apercibimiento de denunciar y anular el actual Concordato con la Santa Sede, suprimiendo las partidas destinadas a su sostenimiento contempladas en los Presupuestos Generales del Estado, así como las exenciones fiscales y convenios de todo tipo que viene disfrutando actualmente con las instituciones estatales, autonómicas y locales, con cargo al erario público".
Sólo  hacen falta dos cosas: VALENTÍA Y DECISIÓN POLÍTICA.

sábado, 20 de octubre de 2018

Nueva Junta Directiva en la Asociación para la Recuperación y Defensa de la Memoria Histórica de Murcia-Tenemos Memoria.

Imágenes de archivo de la anterior Junta Directiva.

La Asamblea de la asociación murciana, reunida el pasado 16 de octubre, eligió a las siguientes personas para conformar su nueva Junta Directiva
Presidente:         Diego Jiménez García.            Vicepresidente:  Joaquín López Tovar.
Secretario:          Francisco Bastida Martínez.    Tesorero  :         Ignacio López Morales, 
Vocales   :          Maite Bernabé Bernabé,                                     María Jesús García Ruiz,           
                           Rufino Garrido Martínez,                                  José Luis López-Mesas Colomina,
                           
                           Benigno Polo Costa,                                          José Sánchez Fernández y
                           Victorino Santos Santamarta.
La asamblea decidió, además, impulsar las reivindicaciones pendientes por parte del colectivo, como los trabajos en la comisión municipal para el cambio del callejero franquista, el espacio memorialista en la Cárcel Vieja remodelada y la apertura a la sociedad y, en especial, a los sectores juveniles. También quieren fomentar el apoyo a la labor investigadora que está realizando la asociación y estructurar la programación de temas de debate que tengan que ver con el ámbito de actuación de la misma.
Leyenda "Jose Antonio presente"
Catedral de Murcia.
Además, también se impulsarán las peticiones en cuanto a la retirada de la inscripción falangista de la catedral de Murcia, cuya eliminación ya pidió esta Asociación y que, desde entonces,  no han contestado ni el Obispado  ni el deán de la catedral a las reiteradas demandas de la Asociación a este respecto. Un tema al que la Asociación le dedicará especial relevancia.
Durante esta reunión se vio la necesidad, asimismo, de continuar con la coordinación de las actividades de la asociación con otros colectivos de la Región, en especial con la Federación de Asociaciones de la Memoria Histórica de la Región de Murcia, a la que la asociación memorialista de la capital  pertenece, y con colectivos memorialistas nacionales, en concreto con la Coordinadora Estatal de Asociaciones Memorialistas, a través de la propia Federación Regional.


sábado, 8 de septiembre de 2018

Homenaje a los 14 deportados cehegineros a los campos de concentración nazis.

Con la publicación de los nombres cehegineros que expusieron o dieron su vida en la lucha por la libertad, en primer lugar, por su calidad de republicanos españoles contra el régimen de terror que al final impusieron las huestes franquistas, y después contra las razias nazis, el pueblo de Cehegín en la noche de ayer, 7 de septiembre, ha dado un gran salto en su dignidad.

Dignidad que no hay que dársela a estos compatriotas porque nunca la habían perdido. Nos la hemos dado a nosotros/as mismos/as con  la visualización de sus nombres. Con ello hemos ganado, y ganamos, dignidad para nuestros pueblos, para nuestra región, para nuestro país.

Enhorabuena al pueblo de Cehegín por este,  aunque tardío, merecido homenaje. Y enhorabuena al historiador Víctor Peñalver y a la amante de la historia e investigación, Antonia Fernández, cehegineros también, por haber impulsado, con la mediación de la corporación municipal,  esta loable iniciativa.

Monumento a los
deportados cehegineros

Miembros de la Federación en el acto

Víctor Peñalver

jueves, 30 de agosto de 2018

ANTE LAS DECARACIONES DEL PRESIDENTE DE GOBIERNO REALIZADAS EL PASADO DÍA 28 EN BOLIVIA ACERCA DE LA COMISIÓN DE LA VERDAD Y LA RECONVERSIÓN DEL VALLE DE CUELGAMUROS


COMUNICADO PÚBLICO SOBRE LAS DECLARACIONES DEL PRESIDENTE DE GOBIERNO EL PASADO DIA 28 EN BOLIVIA

En relación con las declaraciones del Presidente de Gobierno realizadas el pasado día 28 en Bolivia, anunciando la creación de una Comisión de la Verdad y renunciando a la interpretación del significado del Valle de los caídos, la Federación de Asociaciones de Memoria Histórica de la Región de Murcia, hace público el siguiente comunicado:

*COMISIÓN DE LA VERDAD*

La _Comisión de la Verdad_ es una figura que, bajo diferentes advocaciones, se creó en Argentina, Guatemala, Uruguay, República Sudafricana, Chile, Perú, Bolivia y Colombia,  durante la década que siguió al dominio de dictaduras, casi siempre de naturaleza militar, que en muchos casos tuvieron carácter de guerra civil encubierta.

Sus actuaciones no tuvieron carácter judicial ni de vinculación obligatoria para los diferentes gobiernos, pero significaron un paso adelante en el esclarecimiento de  crímenes contra la humanidad y otros delitos anexos, perpetrados bajo el liderazgo o la tolerancia expresa gubernamental.

Las resoluciones adoptadas por dichas comisiones sirvieron *en aquellos momentos iniciales* de recuperación democrática en estos países, para sensibilizar a la sociedad y exigir a las autoridades competentes la *apertura de una vía judicial* para el conocimiento de la *Verdad*, la aplicación de la *Justicia* y el establecimiento de la *Reparación*.

Fue en tiempo posterior a las conclusiones de dichas Comisiones, en que la justicia de estos países comenzó a aplicar la legislación penal, vigente, o reformada en términos democráticos, que han llevado -en la mayoría de estos países- a los responsables de estos crímenes a la cárcel, o en caso de fallecimiento, a su determinación como imputados, aunque eximidos de responsabilidad penal por fallecimiento. Es decir, los responsables, inductores, cómplices, encubridores y autores de estos crímenes, han respondido de sus crímenes ante la ley.

La _Comisión de la Verdad_ a que se refiere el presidente de Gobierno Pedro Sánchez,  hubiera tenido sentido en España en los primeros años de la transición, o como más tardar a partir de 1982, en que su partido comenzó a gobernar en España por mayoría absoluta. Y no lo hizo.

La Verdad sobre los crímenes franquistas *ya se conoce* sin que sea necesario reunir ninguna _Comisión_. Son cientos, quizás miles, los trabajos publicados con absoluto rigor científico, dando pelos y señales de buena parte de los crímenes franquistas, señalando en muchos de ellos los nombres de las víctimas y apuntando en otros la autoría de los mismos. 

Así mismo en el juzgado número 5 de la Audiencia Nacional, se encuentra la relación de 131.000 republicanos, asesinados de diferentes formas por el franquismo.

Conocida la *Verdad* (judicial), procede la *Justicia* (judicial)  que lleve al tiempo del conocimiento de los hechos, el señalamiento de las responsabilidades, la imputación de los implicados y la aplicación de la legislación penal correspondiente, así como la resolución o sentencia que proceda.

Por último la *Reparación* (judicial) de las consecuencias de estos crímenes, es una acción de competencia exclusiva de los tribunales, y que en modo alguno puede determinar una Comisión de la Verdad.

Vemos así cómo la apertura de una Comisión de la Verdad,  después de casi ocho décadas de los hechos, y de haber dejado transcurrir más de 40 años desde el advenimiento de la democracia, no solo es absolutamente innecesaria, si no que no aportaría novedad alguna el esclarecimiento de hechos, que están ya suficientemente estudiados y que tampoco serviría para investigar -fuera del ámbito judicial- los casos sin resolver. 

Este anuncio del Presidente de  Gobierno no tiene otra pretensión que ser un placebo reparador,  para intentar contentar a las víctimas del franquismo, a los entornos memorialistas, y al sector más sensibilizado y revindicativo de la izquierda española, incluida la del PSOE.

Si de verdad Pedro Sánchez  quiere liderar la búsqueda de _la Verdad, la Justicia y la Reparación_ para ventilar los crímenes franquistas, solo tiene que presentar en el Parlamento *una proposición de ley para anular la Ley de Amnistía de 1977*, e instar al Poder Judicial  a través de la Fiscalía General del Estado, a aplicar los principios del Derecho Internacional en materia de Derechos Humanos, *de obligado cumplimiento* para el  Estado Español, en virtud del artículo 96.1 de la Constitución y del artículo 607. Bis del vigente Código Penal, que establece las penas para delitos calificados como _crímenes de lesa humanidad_.

*La Comisión de la Verdad solo tiene sentido cuando se acaba de salir de un conflicto civil*, se ha derrocado una dictadura, existen leyes de _Punto Final_, y todavía no se ha abierto ningún trabajo de esclarecimiento de los hechos delictivos ocurridos. 

En la práctica, ninguna de las Comisiones de la verdad ha servido para otra cosa que para aportar datos a la sociedad y la Justicia, que en el caso de España son sobradamente conocidos, jurídicamente contrastables, y judicialmente resolubles.


*REINTERPRETACIÓN DEL VALLE DE LOS CAÍDOS*

Afirma el Presidente de Gobierno que se renuncia a reinterpretar el significado del Valle de los Caídos, por considerar imposible convertirlo en lugar de reconciliación. 

A finales del pasado año el grupo socialista presentó en el Parlamento una *proposición de ley de reforma de la Memoria Histórica* que sí contemplaba la reconfiguración pedagógica del Valle de los Caídos, para convertirlo en un Memorial de las víctimas del franquismo, tras la retirada de los restos de Franco, una medida que recogía las incesantes peticiones de las asociaciones de Memoria Histórica de toda España, como asimismo las conclusiones de la Comisión Gubernamental que que ya se pronunció anteriormente en el mismo sentido.

Esta Federación no comprende este inesperado giro en los planes del gobierno que pretende reducir el Valle de los Caídos a la consideración de _cementerio civil_, con el subsiguiente mantenimiento del actual status del complejo. Es decir, que a efectos de interpretación histórica y pedagógica, el Valle de los Caídos, continuaría representando un símbolo de la victoria y de la represión franquista, *manteniéndose como un lugar de referencia para para el peregrinaje de personas, grupos u organizaciones de naturaleza totalitaria.*

Consecuente con lo anterior, instamos al gobierno socialista a adoptar las siguientes medidas:

*Anular la Ley de Amnistía de 1977* aplicando la legislación internacional y nacional vigente en materia de derechos humanos y contra la impunidad.

*La reorientación pedagógica del Valle de los Caídos* bajo la forma de un Memorial a las Víctimas del Franquismo, el desalojo fuera del recinto de los restos de Franco y de José Antonio, así como la desacralización del recinto, convirtiendo la cripta en dónde se encuentran los restos de 35.000 personas fallecidas durante la contienda, como un cementerio civil, con la  posibilidad de que las familias puedan recuperar los restos, cuando técnicamente sea posible.

Murcia, 30 de agosto 2018.


miércoles, 8 de agosto de 2018

El Valle de Cuelgamuros SÍ SE TOCA


Hace unos días, en Cartagena, las sedes de PCE, UJCE y Podemos sufrieron actos vandálicos por parte de la ultraderecha. Ahora le ha tocado el turno a las sedes del PSOE de Águilas y de Puerto Lumbreras, así como a la sede del PP de Lorca. Hechos que entran dentro del cuadro de actuaciones que a nivel nacional están realizando estos grupos  en protesta por la próxima retirada de los restos del dictador Franco del Valle de Cuelgamuros.

Pasquines fascistas en las sedes de los partidos democráticos.

La Federación de Asociaciones de la  Memoria Histórica de la Región de Murcia condena estos actos y manifiesta que este grupo de fascistas, minúsculos frente a la inmensa mayoría de la población, declaradamente demócrata, no tiene futuro alguno en la  obtención de su reivindicación.

Mientras que la Falange tiene el cinismo de aplaudir públicamente a quienes han perpetrado este ataque a la democracia, las personas demócratas tenemos la firme convicción de que el gobierno no cederá ante las ridículas provocaciones filofascistas  de un puñado de franquistas y falangistas trasnochados.

Aplaudimos la decisión del gobierno de exhumar el cadáver del golpista asesino y de acabar con la ignominia del tributo y el culto al franquismo y al falangismo que supone la existencia del gigantesco monumento del Valle, y le exigimos que tome, a la mayor rapidez posible, las medidas necesarias para ilegalizar la fundación que enaltece su memoria y de las organizaciones que bajo cualquier formato enaltezcan o justifiquen la figura de Franco y su régimen.

domingo, 15 de julio de 2018

Juan de la Cierva: aviador, inventor y GOLPISTA.


Cuando hablamos del aviador Juan De la Cierva y Codorniú solemos referirnos a su condición de inventor; de inventor del autogiro, concretamente, dejando de lado su papel
Juan De la Cierva
aviador, inventor y golpista
como colaborador necesario en el golpe de estado del 36. Olvidamos que De la Cierva ayudó a las fuerzas sublevadas para que éstas consiguieran el avión De Havilland DH.89 Dragón Rapide en el que el general Franco voló desde Gando (Canarias) a Tetuán (Marruecos español) para tomar el mando del ejército del norte de África.

Así lo relata Ángel Viñas en su libro "La conspiración del General Franco", donde demuestra el grado de participación en el golpe de Estado del inventor del Autogiro, y así lo dice también Ricardo De la Cierva y Hoces, el propio sobrino del aviador, inventor y golpista, ver vídeo: 


https://youtu.be/bUcbpolw9Mg


El también golpista Yagüe había planeado con Francisco Herrera, enlace entre los conspiradores de España y los de Marruecos, trasladar a Franco en un avión desde Canarias, y Mola aceptó la idea, a pesar de las dificultades que implicaba conseguir un avión en tan corto plazo.

Juan March, en entrevista con Herrera el 4 de julio (9 días antes del asesinato de Calvo Sotelo) en Biarritz, ofreció el dinero necesario y El marqués de Luca de Tena, propietario del periódico Abc, telefoneó a Luis Bolín, su corresponsal en Inglaterra, y le dio instrucciones para que alquilara un avión.

¿A quién recurrió Bolín para conseguirlo? A Juan De la Cierva, el aviador español residente en Londres, buen conocedor de la aviación privada inglesa, por cuya recomendación alquiló un bimotor Havilland Dragon Rapide al Olley Air Services de Croydon. 

El avión despegó a primera hora de la mañana del día 11 de julio, dos días antes del asesinato de Calvo Sotelo, y llegó a Casablanca al día siguiente después de escalas en Portugal. El aparato elegido por De la Cierva, matriculado G-ACYR, pertenecía a la Olley

Air Service Ltd. A su piloto, Cecil Bebb, se le hizo creer que iba a transportar a un líder rebelde del Rif, dispuesto a organizar un levantamiento en Marruecos.

" Todo estaba orquestado: El General Emilio Mola, dio luz verde al viaje; Juan March, puso el dinero; Juan Ignacio Luca de Tena, director de ABC, estuvo encargado de la tarea de desinformación previa al golpe; Juan de la Cierva, inventor del autogiro, elegiría el avión; Luis Bolín, corresponsal de ABC, en Londres, organizaría los contactos técnicos; El Duque de Alba, con poderosas amistades en Londres, se haría cargo del seguro, de 10.000 libras esterlinas, y el Marqués de Mérito, tapadera aristocrática del viaje" (m.publico.es, 6/07/2016).

Pero ¿cómo quedó la ciencia tras el golpe de estado franquista? , según Manuel Ansede (el país 25/07/2015) el golpe de Estado de 1936 y la Guerra Civil barrieron el progreso que suponía para la ciencia en España la Junta para Ampliación de
Instituto Internacional de Madrid uno
de los más importantes organismos
creados por la JAE.
Estudios (JAE), una institución que pagaba a los mejores científicos españoles estancias en las grandes universidades europeas y americanas,  y que  
contribuyó al florecimiento de la Edad de Plata de las letras y las ciencias en España durante el primer tercio del siglo XX.

En el mismo artículo se menciona a los historiadores Manuel Castillo y Juan Luis Rubio, catedrático emérito y profesor respectivamente de la Universidad de Sevilla y autores del libro "Enseñanza, ciencia e ideología en España (1890-1950)"  donde recuerdan que José Ibáñez Martín, ministro de Educación entre 1939 y 1951, asumió la decisión de “recristianizar la sociedad” y cuya  represión supuso un gran vacio en la universidad: de los 580 catedráticos que había, 20 fueron asesinados, 150 expulsados y 195 se exiliaron. Ministro franquista que, por otra parte, para vergüenza de los murcianos con sensibilidad democrática, tienen que soportar aún que   un Instituto de Enseñanza Secundaria en Lorca lleve su nombre.
.
Sobre las cenizas del JAE, y bajo la batuta de José María Albareda, miembro del Opus Dei, más tarde ordenado sacerdote, se creó en 1939 el Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC), que nació para intentar “la restauración de la clásica y cristiana unidad de las ciencias destruida en el siglo XVIII”, según la ley que lo creó el 24 de noviembre de 1939.

Con ello se adelantó decenas de años a la corriente creacionista tan en boga hoy en algunas universidades norteamericanas que afinan la inventiva para introducir sus teorías como avaladas por la ciencia”, ironizaba Manuel Castillo. “La falta de libertad de pensamiento y de expresión durante casi 40 años taró al país y lo convirtió en uno de los más subdesarrollados del continente en ciencia y en cultura general”, sentencia el catedrático emérito.

Autogiro.
Recuerda el mismo periodista en un artículo fechado el 30/05/2016  como los ganadores de la Guerra Civil “desmantelaron” el legado de Ramón y Cajal en España. “Los que estaban al mando del nuevo Estado creyeron necesario llevar a cabo una limpieza política que purgara el Instituto de sus indeseables connotaciones, pero sin renunciar a los beneficios del prestigio internacional que Cajal y su escuela habían cosechado”, La dictadura recién nacida en 1939 gaseó el instituto. Grandes investigadores en neurología y psiquiatría se exiliaron (como Dionisio Nieto que huyó a México o Miguel Prados Such  exiliado en Canadá), otros como Gonzalo Rodríguez Lafora, jefe del laboratorio de Fisiología experimental del Sistema Nervioso creado por Cajal, fue condenado por el Tribunal de Responsabilidades Políticas a ocho años de inhabilitación especial para ejercicio de cargos públicos y al pago de una multa de 50.000 pesetas, finalmente tuvo que exiliarse en México.

“Otros discípulos de Cajal permanecieron en la España de Franco y fueron sometidos a procesos de depuración”, relata Rafael Huertas en su libro "La  destrucción de la ciencia en España: depuración universitaria en el franquismo". El Instituto Cajal se vació de cerebros, en consonancia con el resto de España.

Entonces, ¿Cuál es el legado de De la Cierva? ¿la invención del autogiro exclusivamente?  ¿hay que recordarlo sólo por eso? ¿qué hizo, además, por la ciencia? ¿hay qué olvidar que fue una pieza fundamental en el engranaje del golpe franquista que trajo, entre otros desastres, un monumental retraso en la cultura, la investigación y  la enseñanza?

El exilio,
 consecuencia del golpe de  Estado
No debemos olvidar nunca que fue uno de los responsables de que Franco pudiese hacerse cargo de la sanguinaria Legión y de los Regulares Marroquíes que atravesaron el Estrecho, generando con ello la atrocidad más grande de nuestra Historia más reciente No puede haber ningún mérito anterior o posterior que pueda justificar el comportamiento del aviador.

Y ahora se pretende, al parecer, poner su nombre al aeropuerto de Corvera (como si la idea y la construcción del mismo no hubiera traído ya suficiente polémica). El nombre de un golpista no puede ser ensalzado de esta manera. Esto supondría un nuevo enaltecimiento del régimen franquista, una nueva vulneración de la Ley de la Memoria Histórica, un insulto imperdonable para las víctimas del terrorismo franquista (que, a la postre, somos todos). No se puede homenajear con el nombre de Juan de la Cierva ninguna calle, plaza, construcción o lugar público, independientemente de sus méritos como inventor, que no discutimos, olvidando todo lo demás.  La hipotética apertura del aeropuerto de Corvera no puede realizarse de ninguna de las maneras, en un Estado de Derecho, o con pretensiones de ser democrático,  con la denominación de quien favoreciera un golpe de Estado a un régimen democrático para instaurar, tras ello, un régimen  fascista.

Julio de 2018. 



viernes, 6 de julio de 2018

Homenaje al único superviviente murciano del campo de concentración de Mauthausen al cumplir el siglo de vida



v
D. Juan Aznar con la distinción concedida por el Ayuntamiento de
 Caravaca el día en que se homenajeó a los deportados de su ciudad.



El pasado día 5 de julio, la ciudad de Caravaca homenajeó a su paisano, D. Juan Aznar, el día en que este caravaqueño alcanzaba su centenario de vida, en el salón de plenos del Ayuntamiento de la ciudad, y cuya afluencia de público llenó todo el recinto. Recordemos que en días pasados fallecía otro de los más de 400 murcianos deportados a Mauthausen, D. Francisco Griéguez, privándole la muerte de recibir un reconocimiento parecido en su ciudad natal -Murcia-, aunque sí le dió tiempo a recoger una placa que había encargado en su honor la Asociación de la Memoria Histórica  de Murcia y que rememoraba su lucha por  los valores republicanos.

Juan Aznar y familia en el
acto de homenaje.
La iniciativa de dar un homenaje a D. Juan para celebrar sus 100 años de vida partió del grupo municipal Ganar Caravaca, contando con el apoyo de toda la corporación municipal. El evento vino a ser una continuidad del que se hizo hace poco más de un año, en el que se recordaba a los cuatro deportados caravaqueños a los campos de concentración nazis, con un monolito en el parque del Doctor Robles.


El acto, presentado por el secretario del alcalde, contó con la intervención de los 4 grupos municipales. Los dos miembros del grupo de Ganar Caravaca(IU), al igual que el portavoz del PSOE, recordaron la
El público llenó todo el salón de actos 
condición de republicano del homenajeado, motivo de su exilio y deportación, dándole asimismo  las gracias por su lucha en favor de la democracia y de la libertad y, en el caso del primer grupo, llegaron a pedirle perdón por el enorme retraso que ha tenido este reconocimiento, retraso de más de 40 años.
Juani Marín y Cristian Castillo
 de Ganar Caravaca (IU)

En lo que respecta a C´s,, que recordó un episodio de una película de Charlot, estuvo en la línea de este partido de no señalarse con nada, de ser anodino cuando hay que reconocer los valores antifranquistas, y de moverse en terrenos de nadie. No nos van a sorprender ahora, claro.

Sin embargo, sí nos sorprendió el representante del PP, que en un alarde de ingenuidad (queremos pensar esto) o de hipocresía, agradeció al homenajeado su lucha, ya que ésta es la que nos ha traído  los valores democráticos de los que hoy podemos gozar. Bueno, pues agradeciéndole
Enrique Fuentes del PSOE
estos nuevos vientos que parten de la caverna reaccionaria, no podemos hacer  otra cosa que pedirle que empuje a su partido a que sea sensible con esos valores democráticos (valores que representa la República) y canalice  su  energía en reconocer a todas las víctimas del franquismo, dándoles la dignidad que merecen (dignidad que no hay que dársela, porque nunca la han perdido, hay que visualizarsela).

El momento más apasionante y sorprendente del acto fue la intervención de D. Juan Aznar que la inició con un "¡Compatriotas, Viva la República!" y que fue seguida por una gran mayoría del público, que aplaudió esta iniciativa con gran emoción. Su alocución recogió parte de
 Juan Aznar.
¡Compatriotas, viva la República!
su vida  y, en una manifestación clara de humildad, manifestó al final que "No sé si merezco esto" (por el homenaje).

José Moreno, alcalde de Caravaca,
haciendo entrega del pergamino enmarcado.
Tras la intervención de la nieta de D. Juan, que hablaba en nombre de su hermano y en el suyo propio, agradeciendo a su abuelo todos los valores que les ha transmitido, se dio paso a la entrega a D. Juan, por parte del alcalde, de un cuadro con un pergamino en su interior que expresaba el reconocimiento de la ciudad de Caravaca a su insigne vecino.




El evento continuaba en el parque del Doctor Robles con el descubrimiento, por parte del homenajeado, de una escultura que
Carol Laines,
 nieta de Juan Aznar.
Otra vista del salón de plenos.
representaba el vuelo de un pájaro (la libertad) colocada justo encima del monolito que recordaba a los cuatro caravaqueños en un monumento descubierto hace algo más de un año. Acto que fue precedido por la intervención musical de un cuarteto de cuerda, terminando el homenaje con las intervenciones de M. Jesús García y Diego Jiménez, ambos en nombre de la Federación de Asociaciones de Memoria Histórica de la Región de Murcia. La primera puso énfasis en recordar que estos deportados lo fueron, precisamente, por ser combatientes republicanos y que siempre habría que tenerlo en cuenta; también mencionó la labor que están realizando las asociaciones memorialistas para conseguir los objetivos de "verdad, justicia, reparación y garantías de no repetición", o lo que es lo mismo, desenterrar la Memoria Democrática para dignificar a nuestro país, a nuestra Región, a nuestras poblaciones. El segundo recordó a Paco Griéguez, haciendo alusión a la visita que le hizo el pasado año para entregarle la placa homenaje de que hacíamos  mención al principio del artículo.
Descubriendo el símbolo de la libertad
en el parque Doctor Robles.